viernes, 20 de enero de 2017

Análisis - Resident Evil Gaiden



Título: Resident Evil Gaiden
Desarrollador: M4 Ltd; Capcom
Plataforma: Game Boy Color
Género: Survival Horror
Año de lanzamiento: 2001


Leí por ahí hace poco, cuando ya había empezado este juego, que hubo un momento a finales de los años 90 en que Game Boy Color lo petó. Y bueno el artículo lo atribuía a Pokémon pero es indudable que son muchísimas franquicias las que han pasado por la famosa portátil de Nintendo (esa empresa que está decidida a suicidarse últimamente). En esta situación de éxito, Capcom como viene siendo normal en ella decidió que ese éxito lo tenía que aprovechar a su modo (sin dar un palo al agua) e intentó adaptar el primer Resident Evil a Game Boy Color.

El proyecto fracasó, aunque se liberó la ROM o no sé qué y se puede descargar y jugar. Si os da mucha pereza podéis poner algún walkthrough (un tío que juega cumpliendo ciertas expectativas intelectuales mínimas) de YouTube y echar el rato. Pues a lo que iba: Que la versión simpática de Resident Evil no convencía a Capcom y decidieron que lo mejor era hacer un juego teniendo en cuenta cómo era la consola y lo que podía ofrecer y dejarse de meter con calzador la primera entrega. El resultado fue Resident Evil Gaiden. ¿Y merece la pena?


De esta guisa lo jugué, en mi Raspberry (Llamada Landaulet Tipo 1)

Bueno antes de responder a esa pregunta tengo que contaros el contexto de por qué me he pasado esto. Corría el año 2001 y yo me compré mi primera revista, una Nintendo Acción para amenizar un viaje a Suiza. Era el mes de diciembre y ya sé que no os interesa. Está bien iré al grano. El caso es que en esa revista (creo que era esa) hablaron de este juego pero que recuerde no hablaron muy bien. A mí por lo menos lo que dijeron me dejó con mal sabor de boca. Luego encima se veían por ahí las maravillas que podía hacer la Game Boy Advance y a ver quién era el guapo que existiendo esa maravilla quería cualquier cosa de la Color que por muy buena que fuera, si no era Pokémon era una chusta.

Pues ya puestos en antecedentes pasemos al maravilloso presente. Tengo mi querida Landaulet Tipo 1 y me dije "voy a meterme juegos", que para algo la tengo. Uno de ellos fue este, pero por la curiosidad más que nada. Y movido por esa misma curiosidad me puse con él un rato. Me maravilló. Y es verdad, lo que han hecho con este juego es una maravilla a nivel técnico porque han sabido ver las limitaciones de una consola y adaptarse perfectamente a ello ofreciendo más de lo mismo pero de manera diferente. Eso es muy muy difícil.

Con cuatro sprites sabes perfectamente dónde estás: Si en un bar, una tienda del barco, un camarote, una cocina... Sabes gracias al tratamiento de los colores si un enemigo va a ser más peligroso que otro. Y no os creáis que hay mucha variedad. En el juego tienes los "zombies chico" y los "zombies chica" pero con diferentes colores. Ya en el combate los más duros portarán armas. Más tarde pasaré a ese tema. Antes quiero comentar algo más.

El diseño de niveles es bueno. Podría haber sido mejor de lo que es simplemente sabiendo jugar las bazas. Me explico: Los diseñadores han sido muy tramposos con este juego. Hay combates que te vas a tragar sí o sí. No hablo de los jefes finales que bueno, sino de que cada dos por tres (y se acentúa al final) hay zombies en las zonas más estrechas que no se mueven ni un pelo cuando intentas distraerles y así pasar. Pero luego hay otros momentos en los que te empiezan a perseguir zombies salidos de la nada y no se paran hasta que te has cambiado de habitación. Al principio, cuando no sabes cómo va el juego te parece entretenido entrar en combate contra todo lo que ves en pantalla. Pero resulta que esto es un Survival Horror y uno bastante bueno así que llega un momento en que descubres que eso de ir haciendo el gamba con la pistola ya no es tan genial como parecía. Sobre todo porque te pueden envenenar y... Uff como te envenenen y no tengas hierbas especiales. ¡Uff!

Yo entiendo que es normal que ciertos combates haya que forzarlos para que hagas algo y no te pases el juego con la gorra, pero que te tengas que recorrer todo el barco de un extremo a otro y que vayas por donde vayas haya un gritón de zombies justo EN MEDIO del pasillo que solo se mueven cuando intentas pasar. Y las colisiones mágicamente se expanden y aunque claramente no te toquen entras en combate. De verdad, esto no era necesario. Como no era necesario que se regenerasen todos los puntos de aparición cuando guardas partida.



Vale, el combate. El combate a mí me ha gustado. Es diferente, es interesante y es como un minijuego bastante divertido. Pero también hay que ser un Jedi para acertar con según qué armas. Consiste en una vista del zombi en primera persona y debajo de él hay una barra horizontal que divide la vista del zombi con el menú. Y justo ahí, bajo el enemigo, aparece una zona en la que tienes que pulsar cuando un cursor pase por encima. Según lo cerca o lejos que esté de ti, la zona será más pequeña y según el arma, el cursor se moverá más o menos deprisa. En serio, me ha parecido divertidísimo y una manera de darle una vuelta más al combate. Pero... Pero... Agh, es que no soporto lo rápido que se mueve con las armas potentes. Ya sé que es parte de la gracia y todo eso pero es que vamos a ver, si ya tengo cuatro balas contadas para el rifle encima no hagas que se mueva a la velocidad del sonido.

Pasamos a la historia. Ay mi madre la historia. No es canon, con eso os lo digo todo. La historia parece escrita por un chico de primaria. Y o yo escribía excepcionalmente bien en primaria (que no) o aquí hay alguien al que han enchufado. El argumento en sí no está mal y cumple con lo que se espera del juego. Un crucero de lujo, el Starlight, acaba infestado de zombies porque una criatura (un BOW) que iba dentro en plan incógnito por parte de Umbrella, se ha escapado y la ha liado. Leon S. Kennedy viajaba en el barco o algo así (realmente no recuerdo cómo llegó) pero ha desaparecido y tú, Barry Burton (el eterno secundario de la primera entrega) vas a rescatarlo. Luego pues hay unos líos y unos  giros argumentales que te preguntas a dónde se han ido estos señores guionistas pero en fin... Como no es canon, aquí paz y después gloria. Me ha gustado muchísimo ver cómo se ha gestado aquí todo el rollo del parásito que te contagia que vimos después mucho más desarrollado en Resident Evil 4. Y también cómo estamos ante el primer título de la saga que añade otros elementos como que los enemigos puedan dejar items al morir.

Pasamos a la música. Es el peor apartado del juego. Es repetitiva, tediosa y cansina hasta la muerte. Habría preferido el incesante "tap tap tap..." de unos pasos rompiendo el silencio que esta música tan atronadora. Y poco más se puede decir del apartado sonoro la verdad. El ruido de los zombis, los gruñiditos, mola. Es correcto. Le da mil patadas a la BSO. De hecho si haces un pequeño mix de sonidos guturales de muertos vivientes queda algo mejor.

Ya para terminar, ¿merece la pena Resident Evil Gaiden? Sí y no. Al fan de la serie, al fan de los 8-bits, al jugador que necesita probarlo absolutamente todo, o simplemente aquel que ha descubierto que no hay ni un top 50 de juegos para Game Boy Color este juego lo recomiendo. A los demás no, no es un juego para todos los públicos y muchas veces la propia historia no explica nada bien cómo avanzar. Sí, te dice que vayas a X sala pero cuando ves que no tienes la llave ponte tú a buscar. Tampoco creo que merezca la pena pagar lo que pidan en eBay (150€ y hasta 200€ se pide por él) porque no es algo que digas que ha supuesto un antes y un después al género, a la consola o a la saga. No es un Resident Evil de GameCube o qué sé yo. Pero para echar un ratito en un emulador es un gran juego.

7/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario